hag-2021

De acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la industria de la construcción atraviesa por su peor crisis desde 1994, la cual acentuó la debilidad que el sector ya vivía desde inicios de 2019, por la pandemia de Covid – 19.

Sin embargo, muchos analistas prevén que en nuestro país la aceleración de esta cadena llegue a su fin, ocasionado por dos factores principales: la recuperación económica que se supone llegará con la vacuna contra el Covid – 19, así como por el inicio de las licitaciones correspondientes a los proyectos anunciados por el gobierno federal en el Plan de Infraestructura que contempla un total de $525,000 millones de pesos.

En este sentido, se vuelve fundamental que, desde el sector privado, como parte fundamental de esta industria, analicemos y estemos informados sobre las tendencias que vendrán en este año de tal manera que seamos capaces de contar con las herramientas necesarias para poder implementar la mayor parte de ellas a nuestros proyectos.

La reconocida empresa mexicana de servicios de información para la industria de la construcción, Bimsa Reports, compartió un análisis de cinco tendencias en la construcción que podrían ayudar a la industria a salir adelante en 2021 y que me parecen sumamente relevantes para que adopte cualquier compañía de esta industria.

  1. Seguridad.Las medidas sanitarias, como el uso de cubrebocas, se mantendrán como una constante para el próximo año, así como la aplicación de cuadrillas más pequeñas o el uso de turnos escalonados para mantener los lugares de trabajo menos concurridos podría ser una tendencia que continúe en 2021.
  2. Digitalización.La digitalización ha ayudado a la industria de la construcción a tener mayor visibilidad, mitigar el riesgo, y brindar más control y dinamismo. En este sentido, el avance de las tecnologías digitales como inteligencia artificial, realidad virtual, el internet de las cosas, o los drones sigue agregando un valor tremendo a los proyectos de construcción en todo el mundo.
  3. Construcción modular.La construcción modular y la construcción prefabricada es una tendencia que se aceleró en varios países del mundo debido a la pandemia. Se trata de un método que implica el uso de módulos prefabricados creados en una fábrica y llevados a los sitios de construcción para su ensamblaje y que por lo tanto permite trabajar de manera más rápida y eficiente con mano de obra menos calificada. De acuerdo con la consultora McKinsey & Company, la construcción modular puede acelerar la construcción hasta en un 50 por ciento y reducir los costos en un 20 por ciento.
  4. Análisis de datos.Diversos expertos señalan que a través de la recopilación y análisis de datos electrónicos el sector de la construcción estará enfocado a dirigirse sobre sistemas conectados de sensores, máquinas inteligentes, dispositivos móviles y nuevas aplicaciones de software.
  5. Mayor desarrollo inmobiliario industrial.Gracias a la continuidad en la inversión en el país, principalmente proveniente de Estados Unidos, así como la entrada en vigor del T-MEC y la recuperación de los proyectos potenciales en el área de manufactura de exportación incrementará el desarrollo del sector inmobiliario industrial durante el 2021.

De esta manera, con un escenario de recuperación, el sector de la construcción será el que impulse una gran parte de la economía mexicana, junto con una generación de hasta 400,000 empleos directos e indirectos.

Creo firmemente que nuestro sector necesita un cambio de mentalidad y de modelo de negocio que implique quitarse el miedo a la transformación digital y que venga coordinado desde la cúpula directiva de las empresas.

¿Cómo se verá una empresa que adopté las tendencias de la construcción en 2021?

Humberto Armenta

Ingeniero Civil y empresario mexicano, fundador de Recsa.

Categoria: InnovaciónLiderazgo empresarial
405 views