hag-feb-21

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Internet, en México hay 80 millones de internautas. Mientras que, más del del 90 % se conecta desde su teléfono celular. Más allá de ser una cifra que implica un importante análisis de explicación, tomando en cuenta el contexto de nuestro país. Esta cifra nos habla de que hay un público potencial muy grande como un gran campo de oportunidad para explotar.

Y es que el impacto económico que la pandemia de COVID-19 ha tenido en la creación de nuevos emprendimientos en el último año ha sido muy significante. De acuerdo con datos de la misma asociación, entre marzo y junio de 2020, el número de mexicanos que compraron por internet se duplicó. Mientras que un estudio de Datum señaló que, del total de emprendimientos existentes actualmente, un 42% iniciaron durante la pandemia.

Asimismo, de acuerdo con una encuesta realizada por Wayra España, el ‘hub’ de innovación de Telefónica, a más 200 ‘start-ups’ de Alemania, Argentina, Brasil, Colombia, Chile, España, Perú, México y Reino Unido, entre las principales tendencias que se verán reforzadas tras esta crisis, los emprendedores destacan, “la adopción de canales de atención digital, la digitalización de las PyMEs, el crecimiento de productos que mejoren la eficacia del uso de la nube o, en el caso de Latinoamérica, una aceleración de la digitalización de pagos.

Mientras que las categorías que más destacan de acuerdo con un estudio publicado por Expansión, la pandemia ocasionó el surgimiento de categorías específicas con mucho potencial a corto y a largo plazo.

¿Qué potencial debemos de ver en México?

En el país existen más de 4 millones 230 mil PyMEs, las cuales aportan cerca del 52 % del PIB nacional. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) coloca a México como el segundo mejor país para emprender.

En mi experiencia, cuando comencé con la gran aventura de RECSA en 1994, México atravesaba una situación de crisis económica muy profunda, que, sin llegar a ser similar, de cierta manera se asemeja a la situación que viven los estudiantes actualmente, sin embargo, si veía una evidente falta de apoyo a los emprendimientos tanto a nivel económico, como a nivel de desarrollo de negocio.

Actualmente, me enorgullece ver como en los últimos años realmente la iniciativa privada se ha puesto a la tarea de impulsar proyectos que fortalezcan los emprendimientos, principalmente desde la etapa de la universidad. En el caso de mi alma máter, el Tecnológico de Monterrey, ha hecho el compromiso de crear alianzas entre los egresados de la universidad, con el fin de promover lo que ellos mismos llaman, el ADN de la institución: el emprendimiento.

Hoy más que nunca estoy convencido que el desarrollo académico y la formalidad en los negocios son factores clave para tener una carrera larga en cualquier emprendimiento.

“La crisis es necesaria para que la humanidad avance. Solo en momentos de crisis, surgen las grandes mentes”. – Albert Einstein

Emprendimiento y pandemia ¿qué han tenido en común?

Humberto Armenta

Ingeniero Civil y empresario mexicano, fundador de Recsa.

Categoria: Innovación
423 views